martes, 25 de enero de 2011

Una noche cualquiera

A ver... la cartera ya tiene todo, DNI, billetera, guia T por las dudas, en realidad no se para que la llevo si ya se a donde voy pero bueno, una nunca sabe si tiene que ir a otro lado y además yo no manejo, las llaves, el celular... me esta faltando algo y no se que es, después voy a putear cuando este en el ascensor y me de paja volver a subir. Son las 8hs, le dije que iba a estar como a eso de las 9hs, así que tengo tiempo, no se que vamos a comer, mejor lo llamo y le pregunto:
-Hola pecoso, ¿como estas?
-Todo bien Negra hermosa, ¿che que tenés ganas de comer? Yo cocino.
-¿Que tenés en la heladera?
-Eeeemmm a veeer... tengo queso, jamón, un tomate, pero yo no me lo comería, tiene pinta de que esta hace mucho.
-Y tiralo a la mierda, ¿que lo dejas ahí? ¿de adorno?
-No, para que el jamón y el queso no se sientan solos.
-¿Vos no hiciste las compras, no?
-Eeeehh... no, no tuve tiempo.
-Claro y me vas a conformar con jamón, queso, un tomate medio misterioso y algunos cubitos.
-Bueno Negra, pedimos algo y ya fue.
-Pizza no, estoy podrida de comer pizza.
-Espera... ¿vos que haces que no estas acá? deja de dar vueltas y vení de una vez por todas, después vemos que pedimos para comer.
-Bueno, ¡no me cagues a pedos! Ahí salgo para allá.
-Dale, besotes. Te quiero.
-Yo también te quiero. Besotes.

Me cambio de ropa, me arreglo un poco y agarro la cartera. ¡¡El tapper!! Casi me olvido el tapper con el postre que había hecho, lo meto en un bolsita y todavía no se muy porque las mujeres hacemos esto, pero a pesar de que el tapper cierra bien y lo llevamos agarrado con las dos manos, le tenemos que poner una bolsita. Eso y como mear en un baño publico sin tocar nada, son cosas que nos transmiten nuestras madres. Salgo para la parada de colectivo, lo engancho justo y mientras pido uno de 1,25 veo como el colectivero me mira las tetas. Ocupo asiento al lado de la ventana, viajo fresquita, arrimo un poco la ventana, quiero viajar fresca pero no despeinarme. Me bajo del colectivo y me dispongo a transitar las tres cuadras que me separan del domicilio de Mr. Novio. Esquivo los soruyos de perro, me cruzo a la cuadra que esta mas iluminada, veo muy poca gente en la calle, un tipo con los pantalones bajos cagando contra un árbol, los autos que pas... eeeehhhhhh??!! Hay un tipo con los pantalones bajos, ahí, a dos metros mio, en pleno desnudo frontal, ¿defecando? No lo quiero averiguar, camina rápido, rápido, raaapiiidoooo!! Me grito algo y no se que, pero me parece que estaba borracho. Llegue, me toco timbre y me abre la puerta.

- Hola Negra!!
-La próxima vez... ME VAS A BUSCAR A LA PARADA DEL COLECTIVO!!!!



¡¡Justo tenia que ser testigo de esto!!

16 comentarios:

SOL dijo...

Que ascooooooooo!!!!!!!!

coNs Oroza dijo...

Jajaja, despues de eso ni ganas de comer postre!!! HORROR!

SANTIAGO dijo...

yo una vez lo hice, es muy liberador! y antes de condenarme o condenarlo, hay que averiguar la causa.

Ju (+) dijo...

q ogog pobre negraaa!!!

Ju (+) dijo...

es el paisaje de nuestra hermosa ciudad, pintorezco eh?
lindo, lindo...

Sil dijo...

Uh que garron! que zarpado el tipo, yo creo que me hubiese dado asco mortal, pero leerlo es otra cosa, me mori(por no decir cague) de la risa mal, en fin cosas propias de nuestra ciudad

La Garrapata Vegetariana dijo...

¡¡¡Te pregunté si tenías papel!!!




Desconsiderada...

José A. García dijo...

La próxima vez que él vaya a tu casa, así no tenes que cruzarte con esas cosas.

Saludos

J.

La Furia de la Negra dijo...

Sol: muy repugnante.

conz: no no, el trauma se me fue rapidito, yo no le mezquino a los dulces, jejeje

Santi: como anda exponiendo por ahi la cola!! No le da miedo que lo acosen??

Ju: seguro que lo van a poner como punto turistico, ya veo que salen las nuevas postales de Bs As con borrachos en cuclillas haciendo fuerza.

Sil: una mierda, literal. No se si fue asco, fue mas bien ver algo fuera de contexto, como desubicado en ese panorama.

Garrapata: eras vos!! huy te vi el pito jajajajajajaj

Jose: pero a mi me pasan de estas cosas siempre, por mas que vaya a donde vaya, aunque no me dejan de sorprender el grado de lo bizarro!!

Crónicas Urbanas dijo...

Hola Negra:

Pasan cosas lindas en esta ciudad.
Ésta no es una de ésas.

(Mr. Novio: cuide los detalles, ¿no hay una moneda para un remisse?... ¿una cuota para un Ford K?... ¿patines?)

Saludos.

Zippo dijo...

Lo más perturbador debe ser haber visto esos pálidos glúteos peludos bañados por la luz de la luna.Casi una de vampiros, vea.

Zeithgeist dijo...

Yo una vez vi un croto cagando (con ruidtos de placer y todo) a la noche en la entrada de un edificio.
Primero me dio asco, pero despues me acorde del hijo de puta de mi portero,extrapolé y me dio una alegria....

XD

brilluda dijo...

Negra sos lo más de lo más.
He dicho.

La Furia de la Negra dijo...

Pido disculpas sino estoy dejando comments pero estoy hasta las tetas con el estudio :P


Cronicas: no hay money, ademas uno vive en una punta y el otro en otra, pero ya me prometio que me va a buscar a la parada. Es un caballero con pecas!!

Zippo: no tanto de atras sino de adelante, tenia un pubis muy peludo, jejjeje el vago recuerdo que me queda.

Zeithgeist: los porteros merecen limpiar inmundicias humanas. Yo tenia uno que era muy, pero muy chusma, pero ya de manera maliciosa, y a veces cuando un perro le cagaba o vomitaba, me ponia contenta por dentro.

Brilluda: muchas gracias, un placer su visita por aca :)

.creep. dijo...

a mi me pasó una vez. estaba en una plaza comiendo -COMIENDO!- y vi a un linyera cagando.

=)

La Furia de la Negra dijo...

Creep: se te puso escatologico el almuerzo!! Con la comida no se jode!!!